Puente José León de Carranza, el primer puente sobre la bahía


Actualmente el puente José León de Carranza es la única vía de entrada de los vehículos que acceden a la ciudad desde Puerto Real. Un puente levadizo que se abre cada vez que un barco de gran calado tiene que cruzar la Bahía.

Este puente soporta diariamente la entrada aproximada de 40.000 vehículos de media, por lo que la apertura puntual de esta vía de conexión de la ciudad con la Bahía de Cádiz conlleva innumerables molestias para los ciudadanos.

Desde el año 2007 el puente Carranza cuenta con un carril reversible de 1.450 metros de longitud que se pone  al servicio de los usuarios en función del estado del tráfico y de las necesidades. No existen unos horarios fijos para marcar en el sentido en el que se circula por dicho carril y los aspectos que se tienen en cuenta son la intensidad del tráfico, vigilada por cámaras, la aparición de alguna incidencia -una avería o un accidente-, o los trabajos de mantenimiento que obliguen a cerrar uno de los carriles del puente.

Por tanto, se hacía más que necesaria la construcción de un nuevo acceso a la ciudad que mejorara las comunicaciones con el resto de la Bahía.

La construcción de este puente, el José León de Carranza, fue en los años 60 un hecho histórico en una ciudad que tan sólo se comunicaba a través de la carretera de San Fernando y por vía marítima.

Pasos que se dieron para la construcción del primer puente:


1959

El Alcalde de Cádiz, José León de Carranza presentó el proyecto para la construcción de un puente sobre la Bahía. Hasta ese momento el único acceso a la ciudad era en barco a través del puerto o por la carretera que une Cádiz con San Fernando. El proyecto contaba con un presupuesto de 210 millones de pesetas.



1963

El Gobierno informa favorablemente sobre el proyecto del puente y da el visto bueno a su construcción. Los tranvías urbanos comenzaban a sustituirse por los primeros autobuses. La ciudad iba modernizándose.



1964

Tras cinco años de tenaz gestión, el Ayuntamiento aprueba el proyecto del puente. Ese día 50.000 gaditanos se echan a la calle para celebrarlo. En España se iza por primera vez la bandera de España



1966

El 8 de diciembre se colocaba la primera piedra del puente en una ceremonia que congregó a cientos de gaditanos. Un helicóptero de la Armada depositó la piedra en el mar, justo en el lugar donde se fijaría después el acceso al puente.



1969

El 28 de octubre queda inaugurado el primer puente sobre la Bahía y los gaditanos esperaron horas para poder cruzarlo andando y encontrarse con los vecinos de Puerto Real a los que se abrazaron para celebrar este hecho histórico. El alcalde Carranza no llegó a ver la obra terminada. Fue sustituido por Jerónimo Almagro cinco meses antes tras el fallecimiento de Carranza. Durante varios días el paso por el puente fue gratuito, hasta el 4 de noviembre que comenzaron a cobrarse los derechos de peaje.



1970

Casi siete meses después de su inauguración, un 12 de junio, ya habían cruzado el puente Carranza un millón de vehículos.



1971

A los dos años de su puesta en funcionamiento, el tráfico sobre el puente supera todas las previsiones. Durante el primer año lo cruzaron una media de 5.500 vehículos diarios.



1973

La anunciada subida de tarifa provoca una manifestación de habitantes de Cádiz y Puerto Real que reclaman un puente libre de peajes.



1981

El Estado anuncia que rescatará la concesión del puente Carranza que tenía otorgada el Ayuntamiento de Cádiz y Bética de Autopista y propone ir reduciendo las tarifas hasta su eliminación.



1982

El Consejo de Ministros aprobó el rescate del Puente Carranza el 1 de mayo, lo que suponía no tener que pagar ya el peaje. Ese año se retoma la idea de construir un tercer acceso a Cádiz, barajándose un túnel o un segundo puente.